Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 26/05/10

 

Desde nuestras tascas, tabernas, bodeguillas…, hasta llegar al refinamiento de los sumillers, las revistas especializadas,  un tal Parker y la exposición mundial de vinos de Hong Kong, ha habido todo un recorrido.

VINEXPO ASIA-PACIFICO,busca abrir mercados en Asia y extender el consumo de vino.

  http://www.vinexpo.com/fr/index/

 Para ello se presenta una feria entre los día 25 y 27 de mayo en Hong-Kong, en la que se reunirán más de 800 expositores de 32 países diferentes.

Algunos verán en ello una forma de promover “la cultura” del vino y otros facilitar “la economía ” en torno a una droga. 

El principal problema es que los asiáticos no toleran las bebidas alcohólicas, porque tienen una alteración genética en un enzima, la alcoholdeshidrogenasa, que tiene como misión el degradar por oxidación al alcohol ingerido en acetaldehido, para desde este paso metabólico, actuar otra enzima que es la acetaldehídodeshidrogenasa, que evita su toxicidad y lo convierte en acetato.

Precisamente el 40% de  los asiáticos, al no tener la isoenzima aldehidodeshidrogenasa tipo II, acumulan en su organismo mucho acetaldehído, que les produce un efecto ANTABUS: cara roja, náuseas, taquicardia, palpitaciones, sudoración, cefalea…; por lo que rechazan las bebidas alcohólicas y los que pueden beberlas suelen tener menos tolerancia, por lo que les afecta muchísimo y pueden alcoholizarse más fácilmente que los mediterráneos, acostumbrados desde milenios al vino.

Ejemplo palpable de lo explicado, fue el exterminio de los nativos americanos y los esquimales o inuiks, de origen asiático todos ellos, que no pudieron adaptarse al “AGUA DE FUEGO” de los colonos y pioneros de la Conquista del Oeste y del Gran Norte y sufrieron altísimas tasas de alcoholismo.

Por estos antecedentes hay que estar atentos, por si lo “cool”, lo “fashion” del beber afamados vinos, y luego vulgares bricks peleones; pueda hacer penetrar una droga de riesgo para los asiáticos.

Prueba de lo dicho es lo que le ocurrió al ministro de finanzas de Japón en una de las últimas Cumbres del G7; para hacerse  el  harakiri

Anuncios

Read Full Post »